viernes, 10 de febrero de 2017

DINASTÍA BORGIA: LA MÚSICA EN LA RECREACIÓN HISTÓRICA

 Dinastía Borgia es un proceso de recuperación histórica y patrimonial a través del rescate y puesta en sonidos de una historia que forma parte del pasado sonoro de Europa, pero también del presente y el futuro de la humanidad.


Dinastía Borgia [1] es un Cd-libro publicado por el sello AliaVox en 2010 y que en 2011 obtuvo el Premio Internacional de Música Clásica  (ICMA) en la categoría de CD y DVD, siendo calificado como “tesoro cultural e histórico”. Este ha sido un trabajo complejo y valioso, como el muy extenso catálogo de Jordi Savall, una obra que da gusto escuchar, sobre todo en «uno de los momentos más oscuros de la civilización humana», del que también somos culpables «porque no hemos dejado espacio suficiente ni a la música ni a la cultura» [2]

La interpretación de un debate intelectual
Durante el siglo XX se produjo un largo y fructífero debate en torno a la interpretación musical, en el que quienes integraron el llamado Movimiento de la Música Antigua (Early Music Movement) contribuyeron a la conformación del concepto “autenticidad” (Fabian 2001), una idea que se convirtió en eslogan de algunas firmas discográficas, las que pretendían vender versiones auténticas de obras antiguas. Las reseñas de discos, entonces, tomaban en cuenta algunos parámetros como la cantidad de ejecutantes, los instrumentos o la fidelidad a las partituras para abordar las músicas antiguas; por ejemplo, Lionel Salter, en 1966, escribió que la interpretación de los conciertos de Brandeburgo que hizo Casals para The Gramophone, no tenía en cuenta el estilo ni el texto, utilizaba instrumentos modernos y perseguía tocar a Bach con tanta expresividad como a Chopin (Fabian 2001).

Estos postulados “proporcionaron un foro para una discusión populista” (Fabian 2001) en los medios discográficos, mientras que paralelamente se debatía el tema en el terreno académico. A finales de la década del 80 las ideas que desde dos décadas atrás habían sido expuestas; entre otros, por Ludwig Finscher, August Wensinger, Carl Dahlhaus o Wofgang Gonnenwein propiciaron que el tema de la “autenticidad” fuera derivando en la consciencia de que para abordar las obras del pasado había que hacerlo desde el presente. Por otra parte, las declaraciones de artistas que participaban del llamado movimiento de la música antigua como Harnoncourt y Landowska, quienes esencialmente entendían que la autenticidad era una utopía, contribuyeron al cambio de paradigmas en la interpretación musical, y a finales del siglo XX la idea de la autenticidad se hizo prácticamente insostenible.

La imposibilidad de reproducir el sonido “auténtico” de las obras musicales del pasado, abrió el camino a la idea de recrearlas desde una profunda información histórica, donde la partitura, los instrumentos originales o los tratados, como fuentes de información, no pueden ser el fin último, sino el camino hacia una interpretación más abarcadora, enfocada en el estudio global del contexto en el que se produjo el hecho musical, con la intención de que aquellas estéticas vuelvan a la vida. (Pérés 2002)

Desde hace más de cuatro décadas, el violagambista [3] Jordi Savall ha realizado una labor de interpretación musical desde esta ideología, para él las músicas antiguas, al momento de tocarlas vuelven a estar vivas [4], él no está interesado en revivirlas como pudieron haber sonado en sus orígenes, porque esto es imposible, sino como han de sonar para evocar en nosotros la historia. Así, en el proyecto titulado Dinastía Borgia, la labor de investigación desde diversas disciplinas devolvió a la “presentidad” (Treitler 2002) obras antiguas que emocionan ahora, tanto como lo pudieron haber hecho en su preteridad.

La historia
El 9 de abril de 2009 Jordi Savall firmó un contrato en el Ayuntamiento de Gandía, en el que las partes se comprometieron a rescatar la música que se produjo durante la dinastía Borgia, y con ello contribuir a la celebración del quinto centenario del natalicio de San Francisco de Borgia, santo patrón de Gandía, un acto contractual que pudiera parecer de puro trámite; sin embargo, se trató de un hecho cultural de dimensiones humanas bien complejas.

La dinastía, que se remonta al siglo XI, alcanzó altas cotas de poder con Alfonso de Borgia (1378-1458) quien fue papa desde 1455 con el nombre de Calixto III; después con Rodrigo de Borgia (1431-1503), quien fue papa desde 1492 con el nombre de Alejandro VI y finalmente con San Francisco de Borgia (1510-1572) –quien no llegó a ser papa, pero fue beatificado por Urbano VIII en 1624 y Clemente X lo canonizó en 1671-; también con César Borgia (1480-1507) y Lucrecia Borgia (1480-1519), hijos de Rodrigo.

La historia comienza durante los primeros años del siglo XV y termina con la muerte de San Francisco, quien había nacido en el año 1510, por lo que el concierto que se presentó al público el 4 de enero de 2010 en la Colegiata de Gandía, celebró el quinto centenario de su nacimiento. El proyecto, que abarca varias generaciones entre el fin del Medioevo y el principio del Barroco, intenta poner “en evidencia la importancia que tuvo la Dinastía Borgia en el mundo del Vaticano y su relación con el mundo del arte” [5].

El estudio multidisciplinario de la época y la música dio como resultado un libro disco titulado Dinastía Borgia que contiene tres Cd´s [6] y un DVD donde se recrea, con la música, la historia. El libro contiene artículos de Joan Francesc Mira, Josep Piera, Manuel Forcano y Vicente Ros Pérez y los soportes de audio y vídeo el repertorio interpretado en el concierto y grabado en la Colegiata de Cardona, la Iglesia de Franc-Waret y el Monasterio de Santa María del Parral de Segovia. Un trabajo que Jordi Savall describe de la forma siguiente:
Con este nuevo Libro/CD dedicado a esta relevante “Dinastía” presentamos, apoyándonos en las conclusiones últimas de sus principales investigadores, algunos de los aspectos esenciales de lo que “fueron e hicieron”, sin obviar las luces y sombras que los acompañan; somos conscientes de lo difícil que resulta evocar la vida y los actos de estos personajes históricos, marcados por una terrible y duradera “leyenda negra”. Sus vidas, complejas y conflictivas, las vemos profundamente enraizadas en un amplio conjunto de hechos y acontecimientos que situamos en su contexto histórico-musical; uno de los períodos culturales y políticos más intensos de la civilización europea, pues iniciándose en el albor de los tiempos modernos, transcurre por el pasaje medieval hasta llegar al esplendor del Renacimiento [7].
Los escenarios: El Castillo de Cardona y la Colegiata de Gandía
Desde hace más de dos décadas Jordi Savall ha grabado en la Colegiata de Cardona, un lugar en el que los sonidos han de reproducirse con la fidelidad de la época en que fueron estrenados, sobre todo los sonidos de los instrumentos y las voces del renacimiento y el barroco. Estas paredes fueron el “teatro” en el que originalmente se escucharon muchas de las músicas que ahora revive este material discográfico. Pocas ventanas, arquitectura muy cerrada y piedras irregulares provocan una acústica peculiar con lo que se adiciona al hecho musical el ingrediente ideal, pocas veces realizable, de hacer sonar la música antigua en los recintos para los que fue concebida.

La música necesita un espacio para poderse realizar, “un canto gregoriano no puede interpretarse en un teatro de ópera y una ópera en una iglesia tampoco” [8]. “La acústica de Cardona es muy especial” [9]; además, el castillo en el que se ubica la Colegiata alberga en la actualidad un magnífico hotel, el Parador Nacional de Turismo “Duques de Cardona”, en el que músicos y técnicos se hospedaron para las sesiones de grabación del disco y la filmación de algunas de las escenas del documental Jordi Savall y la Dinastía Borgia.

También “la colegiata de Gandía es un espacio perfecto para hacer la música religiosa de esta época” [10], un monumento que después de ser restaurado reabrió sus puertas con un concierto, un suceso que involucró a múltiples actores de la vida cultural de Valencia, en el cual la música fue la parte aglutinadora. La Seu, como le conocen los gandienses, propició, a través de la música, la concertación de innumerables voluntades.

Los instrumentos
Todos los instrumentos con los que se interpretan las obras en este trabajo son originales o históricos, restaurados o construidos a la manera de los originales; entre ellos, Jordi Savall toca la viola de arco soprano; Andrew Lawrence-King el salterio, el arpa doppia y el arpa cruzada; Dimitri Psonis el santur; Sergi Casademunt la viola de arco tenor; Elies Hernandis el sacabuche; Lluís Coll la corneta; Béatrice Delpierre la chirimía; Pedro Estevan las percusiones y las campanas; Fahmi Alqhai y Philippe Pierlot la viola de arco bajo y Xavier Díaz-Latorre la viola de mano y guitarra.

La música lleva siempre la marca de su tiempo. Si queremos acercarnos a una época determinada, conocer los instrumentos de esa época es fundamental porque los  instrumentos aportan unos colores, una articulación, muchos aspectos que son determinantes para conocer el carácter de la música y para poderlas interpretar correctamente. [11]
El hecho de tocar instrumentos originales o históricos provoca en el músico sensaciones táctiles y auditivas muy diferentes a las que se producen al interpretar instrumentos modernos; sin embargo, esto no es suficiente para poder afirmar categóricamente que sea posible, con estos medios, revivir auténticamente las sonoridades príncipes de las obras que se interpreten con ellos.

 Y Savall, quien es intérprete y musicólogo, parece compartir esta ideología. Su interés no es inventar el cómo hubiera sonado, sino en tocar la música en la forma en que queremos oírla hoy, su objeto no es duplicar los sonidos del pasado, porque si ésta fuera la meta nunca sabría si lo pudo conseguir. Somos un público con gustos condicionados por muy diferentes circunstancias socioculturales y prueba de esto es el hecho de que hoy no parecen válidas las interpretaciones de algunos grandes artistas de principios del siglo XX, quienes dejaron sus registros en fonogramas de gran valor histórico [12]. A pocos contrabajistas [13] se les ocurre hoy interpretar el concierto de Kusevitski como lo grabó el propio autor, y pocos violinistas utilizarían los “gimoteos” de Heifetz en su interpretación de la pieza Estrellita, de Ponce, por citar tan solo dos ejemplos. ¿¡Cómo serán las diferencias entre nuestros gustos y los del público de hace mil años!?
Hespèrion XXI
En 1974 Jordi Savall fundó en Basilea la agrupación musical Hespèrion XX, la que a partir del año 2000, al cambiar el siglo, se ha conocido como Hespèrion XXI. Con este grupo Savall ha creado todo un mundo sonoro basado en repertorios antiguos, integrando gran cantidad de músicos especializados en instrumentos y repertorios desde el Medioevo hasta el Barroco, músicos que viven en diferentes partes del mundo y comparten culturas muy diversas, instrumentistas, musicólogos y lutieres de un alto nivel de especialización como los que desfilan por los más de cien conciertos que hace la agrupación cada año y las decenas de discos que han grabado [14].
El hecho de mantener durante décadas una institución que interpreta y estudia el repertorio antiguo desde los múltiples ángulos que integran el hecho musical, define ya, en mi opinión, una ideología interpretativa a la que se le debe prestar atención, entre otras cosas, porque ya es un hecho el trabajo realizado, y los conciertos y discos producidos inciden de manera intensa en la conformación de los nuevos paradigmas de la interpretación de las músicas antiguas. Hespèrion XXI se ha convertido en una fuente de conservación, investigación y divulgación de las músicas antiguas, utilizando un marco teórico e ideológico abierto, sincero y responsable, tanto en los estudios musicológicos como en la objetivación de las estéticas del pasado en los conciertos y grabaciones. 
Las partituras
Otro tanto sucede con las partituras utilizadas en Dinastía Borgia, muchas de las cuales son autógrafas, obras de los cancioneros Montecassino, de Palacio, del Duque de Calabria y de Gandía. Composiciones firmadas por importantes compositores hispánicos; entre ellos, Johannes Cornago, Cristóbal de Morales, Lluís del Milà, Bartomeu Cáceres, Mateo Flecha y Joan Cabanilles, incluyendo el Credo de la Misa atribuida al mismo Francisco Borja, como ejemplo de arte más popular, además de compositores europeos del momento, entre ellos, Gilles Binchois, Guillamue Dufay, Josquin des Prez, Henrich Isaac y Claude Goudimel (J. Savall 2010).Para un intérprete que hace un trabajo de exploración de esta música es muy importante conocer el original, porque cualquier transcripción moderna por más bien hecha que sea es ya una interpretación”. [15]

Pero lo más importante en ellas es lo que no está escrito. En la actualidad, un número cada vez mayor de intérpretes-estudiosos admiten que la mayor parte de lo que hacen al construir un estilo interpretativo es, forzosamente, de su propia invención (Leech-Wilkinson 1984), porque en ellas la improvisación forma parte importante del estilo, lo que requiere del intérprete un profundo conocimiento de cada uno de ellos.

Para improvisar en una pieza de música antigua es necesario conocer los procedimientos compositivos “y solamente cuando se han asimilado todos estos elementos se puede hacer una improvisación que corresponda a lo que está pasando” [16] en la obra.  Y en esto también coincide la ideología interpretativa de Savall con la de otros músicos y musicólogos que en los finales del siglo XX y en el siglo XXI reconocieron en la interpretación un arte en el cual, dada la imposibilidad de autenticar los sonidos del pasado, es necesario reinventar con todo respeto por la historia.

La interpretación para el público aquí y ahora
Y en mi opinión esto no pudiera ser de otra forma sin ser deshonesto. La pulcritud en los tempos y las alturas es, probablemente, el ámbito en el que con mayor relumbre se separa lo que escuchamos ahora de lo que, quizás, se escuchó hace quinientos años en estas obras. Ahora, de las mismas partituras, salen sonoridades muy distintas, porque son muy distintos los intereses estéticos de los destinatarios. Aunque es imposible saberlo, los asistente a aquellos salones renacentistas probablemente no escucharon la perfecta afinación y la exquisita pulsación de los ritmos como lo hacemos nosotros ahora, perfecciones estas que, quizás entonces, no sumaban ni restaban emoción en el público porque la música ocupaba otras funciones. Si bien es cierto que como anota Harnoncourt [17]en todos los tiempos, los mejores músicos fueron capaces de ejecutar las obras más difíciles de sus compositores”, no sería siempre viable reunir bajo un mismo techo a muchos de aquellos mejores músicos.

Aun la agógica no se había inventado, pero hoy para nosotros es imprescindible, como es imprescindible que suenen juntos y afinados los instrumentos y las voces. El virtuosismo en la ejecución, muy probablemente, no era un tanto a favor del hecho musical hace cinco siglos; sin embargo, hoy, tocar sucio es un pecado que pocos públicos pudieran perdonar.

La nitidez, un factor en el que Savall pone atención, tampoco debió ser algo que atormentara a Josquin o a Dufay. En aquellos salones, a los que se asistía con múltiples intereses y en los que la música era uno más, donde los intérpretes no siempre portarían instrumentos o voces lo suficientemente brillantes para establecer su presencia, la nitidez, muy probablemente, sería el menor de los problemas de un compositor o un intérprete de entonces.

Sin embargo, hoy, a pesar de que vivimos rodeados de ruidos, tenemos a nuestro alcance medios que nos ponen en el oído la perfección del sonido, sean estos medios electrónicos o acústicos, sea en un teatro o en la intimidad del hogar. Escuchamos música y ruidos de manera involuntaria casi todo el tiempo de nuestras vidas. Nada de esto podía formar parte del bagaje y el ideal sonoro de otras épocas, cuando la música que se consumía era solamente la contemporánea, cuando no existían aun los medios para globalizarla y aun el placer por escuchar música antigua no se había considerado.

En Dinastía Borgia, en mi opinión, se materializa una estética y una ideología marcada por la sinceridad y responsabilidad al interpretar las músicas de otros tiempos para nosotros, lo que escucho -y es lo que más me satisface de este trabajo-, no invade u ofende mis costumbres auditivas, no impone nada en nombre de una supuesta recuperación del pasado. Sería atormentador, en nombre de un sonido de época, escuchar sonidos sin sueños, sin imaginería, desprovistos del virtuosismo del que son capaces los intérpretes de hoy. Someter la libertad real del intérprete en nombre de los supuestos deseos del autor, al menos en estos tiempos, sería un pecado de lesa estética. 

Un sello discográfico, ¿comercial o rentable?
Pero en la realización de Dinastía Borgia convergen mucho más que intereses estéticos y artísticos, aquí hay más que una agrupación con un director preocupado por conseguir interpretaciones históricamente documentadas, entiendo que aquí, en el hecho musical, convergen todas las aristas -sociales, culturales y económicas-, que intervienen en el proceso. Hay también un sello discográfico que sustenta, divulga y participa económicamente del hecho musical.

Las circunstancias han llevado a Savall a encarnar el espíritu multidisciplinar del hombre renacentista: por no tener licencias de otras disqueras para hacer la música con los presupuestos ideológicos que se planteó, armó su propia casa y ahora es ya un medio insoslayable, un punto en el que convergen, sin dudas, las maneras de interpretar los repertorios desde una ideología postmoderna, desde un nicho de mercado establecido y aceptado. “Tener un sello propio le permitió desarrollar proyectos que nunca hubiese podido realizar con una multinacional, le ha permitido controlar sus actividades y gestionarlas. Ese ha sido el precio de tener la libertad para decidir lo que hace y cómo lo hace” [18].

Si a finales del siglo XX Leonard Waisman (Waisman 2005) afirmaba que las instituciones ligadas a la música antigua se regían por criterios más comerciales –entendiendo por tales aquellos que ponían los resultados económicos por encima de los artísticos-, que las dedicadas a la música tradicional de concierto, porque aquellas no conseguían mecenas -ni en el Estado ni en la sociedad civil-, para poder desarrollar su labor artística desde presupuestos estéticos “serios”, en el siglo XXI las cosas han cambiado bastante, sobre todo, con la aparición de un sello, en el mercado de la música de conciertos, dedicado a la música antigua, sustentado en presupuestos ideológicos propios de la postmodernidad [19].

Alia Vox, fundada en 1998, es una realidad que forma parte de la cultura musical del siglo XXI, sus enfoques, sean estos aceptables o aceptados, inaceptables o rechazados, pertenecen al aquí y ahora de todos los consumidores de música, y, además de estar ahí para disfrutarla o rechazarla, entiendo que es imposible ignorarla.

Conclusiones
Dinastía Borgia es un producto de implicaciones extensivas, propio de una época en la que el hecho musical es posible multiplicarlo. No es solamente un concierto, no son solo registros fonográficos y no es solamente un vídeo, sino que es todo eso y mucho más. Dinastía Borgia es un proceso de recuperación histórica y patrimonial a través del rescate y puesta en sonidos de una historia que forma parte del pasado sonoro de Europa, pero también del presente y el futuro de la humanidad. No sería exagerado si digo que la mejor manera de entender la historia es poder asistir a ella y este disco-libro es capaz de provocar esas sensaciones. El contacto con este repertorio, estructurado a partir de un guión histórico, realizado por especialistas de reconocido rigor académico, constituye un verdadero encuentro con la historia.

Es posible aprender más de la sociedad parisina del siglo XIX asistiendo a las páginas de Balzac o revivir el espíritu de la Revolución Francesa a través de Víctor Hugo que leyendo numerosos volúmenes de historia; del mismo modo, el concierto que se presentó al público el 4 de enero de 2010 en la Colegiata de Gandía, en el que participaron la agrupación Hespèrion XXI y La Capella Reial De Catalunya, el libro-disco Dinastía Borgia y la producción del documental Jordi Savall y la Dinastía Borgia, constituyen un conjunto de obras en las que, a través de la interpretación de la historia, se reconstruye el hecho musical, pero mucho más que eso, el concierto, el disco-libro y el documental se transforman, para bien del arte y los artistas, en mercancía sin tener que hacer concesiones al mercado, haciendo que el arte sea genuino y también rentable. Es así como lo entiendo, Dinastía Borgia es una obra que en su conjunto constituye una interpretación musical basada en un profundo conocimiento de la historia, pero a su vez es una interpretación muy bien fundamentada en el conocimiento de los gustos estéticos actuales, los que no pretende transgredir en nombre de una autenticidad dudosa, en todo caso su intención es evocar el pasado para agitar los espíritus del presente.



[1] Video-audio de referencia Dinastía Borgia en http://www.musicaantigua.com/dinastia-borgia-de-jordi-savall-uno-de-los-mejores-discos-de-musica-antigua-del-mundo/ Recuperado el 8 de mayo de 2016.

[2] Entrevista con Jordi Savall. Recuperado el 10 de mayo de 2016 https://www.youtube.com/watch?v=mAau96RTnl0
[3] Palabra que aun no recoge el DRAE
[4] Entrevista publicada en el diario Ultima Hora el 17/08/2010 Recuperada el 9 de mayo de 2016 http://ultimahora.es/noticias/cultura/2010/08/17/17849/jordi-savall-la-unica-certeza-es-que-la-musica-debe-ser-vivida.html
[5] Jordi Savall, en Dinastía Borgia documental de la 2. Recuperado el 8 de mayo de 2016. https://www.youtube.com/watch?v=W24Qlnu92Zc Para otras referencias utilizaré (DB/Doc. 2)
[6] Ver contenido de los fonogramas en ANEXO
[7] Reseña (Quinta de Mahler) Jordi Savall. En la página La quinta de Mahler, Torino, 27 de mayo 2010. Recuperado el 8 de mayo de 2016. http://laquintademahler.com/shop/detalle.aspx?id=52958 En otras referencias utilizaré (J. Savall 2010) 
[8] Jordi Savall, en (DB/Doc. 2)
[9] Manuel Mohio, ingeniero de sonido en (DB/Doc. 2) 
[10] Jordi Savall, en (DB/Doc. 2)
[11] Idem.
[12] Serguéi Kusevitski. Recuperados el 9 de mayo de 2016 https://www.youtube.com/watch?v=1fTexStjP_A, Jascha Heifetz https://www.youtube.com/watch?v=iImIT1pk0h8 
[13] Ver la interpretación que de Catalin Rotaru, sobre todo del segundo movimiento del concierto de Kusevitski. Recuperado el 9 de mayo de 2016 https://www.youtube.com/watch?v=Ut-W7MxNY2U
[14] Calendario de conciertos. Recuperado el 8 de mayo de 2016 http://www.alia-vox.com/
[15] Jordi Savall, en (DB/Doc. 2)
[16] Ídem.
[17] (Harnoncourt 2006) p 19
[18] Jordi Savall, en (DB/Doc. 2)
[19] Y entiendo necesario acotar aquí que me refiero a las ideas que andan de regreso de aquellas largas y sustanciosas discusiones acerca de la “autenticidad”, la “interpretación histórica” o la “interpretación históricamente documentada”. Acá hay mucho de todo: enfoques estéticos, históricos, económicos y comerciales muy bien anotados, o presentados sin subterfugios deshonestos, no se trata de hacer pasar gato por liebre al consumidor, sino de mostrarle el género tal cual es.

Bibliografía
Boadella Catalá, Sergi. Miranda Casanovas, Frederic. Jeanes Geer, Cladius. Pocho Alonso, María Carmen (2016) Fundamentos de la interpretación Histórica. Universidad Internacional Valenciana.
Fabian, Dorottya (2001) El significado de la Autenticidad, y el movimiento de música antigua: una revisión histórica. Universidad New South Wales, Sydney, Australia. En Revista internacional de estética y sociología de la música. Vol. 32.No. 1 (Diciembre 2001), pp. 153-167 Recuperado el 9 de mayo
Harnoncourt, Nikolaus (2006) La música como discurso sonoro. Hacia una nueva comprensión de la música. Barcelona, Acantilado.
Leech-Wilkinson, Daniel (1984) "What we are doing with early music is genuinely authentic to such a small degree that the word loses most of its intended meaning”, en Early Music, Vol. XII núm. 1 (Febrero 1984, pp. 13·16). Recuperado el 9 de mayo de 2016
Pérés, Marcel (2002) La interpretación de las músicas antiguas y la necesaria reevaluación de las herramientas historiográficas. En Los diez años de la investigación musical: cursos de invierno 2002, coord., por Caros Villar Taboada, Jesús Martín Galán, 2004, págs. 183-210
Taruskin, Richard (1984) “The Authenticity Movement Can Become a Positivistic Purgatory, Literalistic and Dehumanizing”. En Early Music, Vol. 12, No. 1 (Feb., 1984), pp. 3-12
Treitler, Leo  (2002) La interpretación histórica de la música: una tarea difícil. En Los últimos diez años de la investigación musical: cursos de invierno 2002, coord., por Carlos Villar Taboada, Jesús Martín Galán, 2004, ISBN 84-688-6605-9, págs. 1-36
Waisman, Leonard (2005) En Cuadernos de Música Iberoamericana. Volumen 10 https://www.academia.edu/21161829/M%C3%BAsica_antigua_y_autenticidad_ideolog%C3%ADa_y_pr%C3%A1ctica Recuperado el 9 de mayo de 2016
Videoteca
CONTENIDO
Dinastía Borgia Iglesia y poder en el Renacimiento
CD 1
Los caminos hacia el poder: orígenes y expansión de una dinastía ca. 1238 – 1492
I Orígenes y desarrollo de la familia Borja
Valencia musulmana
1. Mowachah Billadi Askara Min adbi Llama Conquista de Valencia por Jaime I
2. Ductia (CSM 123) strum. Anonimo – Cantigas di Santa Maria Nace Alfonso de Borja, futuro papa Calixto III 3 Saltarello - Guillaume Dufay / Jordi Savall
Final del cisma de Occidente
4 Da Pacem - Gilles Binchois
Expediciones militares de Alfonso V el Magnánimo a Nápoles
5 Deserts d’amichs, de béns e de senyor (Rec.)
Nace Rodrigo de Borja
6 Rondeau (strum.)
“Ce jour” - Guillaume Dufay / Jordi Savall
Alfonso V en Italia: A la Conquista de Nápoles
7 Strambotto-caccia: Correno multi cani - Anonimo (C. Montecassino)
Nápoles, capital de la corona de Aragón
8 Zappay lo campo (strum.) - Anonimo (C. Montecassino)
Alfonso de Borja es nombrado cardenal
9 Ave Maris Stella - Guillaume Dufay
Caída de Constantinopla
10 Makam Muhayyer “Küme” usules Düyek - Acemler (marcha guerrera turca)
II Final de las tres culturas y conquista del poder
El Vaticano Alfonso de Borja es Papa: Calixto III proclama la cruzada contra los turcos
11 Exultet caelum cum laudibus - Anónimo (C. Montecassino)
Calixto III anula el juicio que en 1431 había condenado a Juana de Arco
12 Adoramus te - Anonimo (C. Montecassino)
Fernando I, rey de Nápoles
13 Viva, viva Rey Fernando - Anonimo (C. Montecassino)
Muerte del rey Alfonso V el 27 de junio y el 6 de agosto muerte de Calixto III
14 Miserere nostri / Vexilla regis - Anonimo (C. Montecassino)
Muerte de Ausiàs March
15 La gran dolor (rec) - Ausiàs March Josep Piera (recitatante)
Nace César Borgia
16 El cervel mi fa (strum.) - Anonimo (CMP)
Sixto VI excomulga a Lorenzo el Magnífico
17 Patres nostris peccaverunt - Johannes Cornago
Nace Lucrecia Borgia
18 De Tous biens plaine - Haine van Guizeghem / Josquin Des Prez
El príncipe Djem, hermano y rival de Bajazet II rehén en el Vaticano
19 Anonimo Ottomano - Taksim & Danza
Fin del reino de Granada
20 Viva el Gran Rey Don Fernando - Carlo Verardi
Muerte de Lorenzo de Médici el Magnífico
21 Lamento per la morte di Lorenzo Il Magnifico - Heinrich Isaac
Expulsión de los judíos de España
22 Romance: La rosa enflorece - Anonimo sefardita
CD 2
Supremus est mortalibus: Culminación y final de un sueño 1492 – 1509
III Culminación y final de un sueño
Rodrigo Borja es elegido papa: Alejandro VI
1 Salve regis Mater / Hic sacerdos - Marbriano de Orto
Alejandro VI acoge a los judíos sefardíes
2 Canto di pace in Ebraico Adonay - Anonimo (Canto sinagogale)
Matrimonio de Lucrecia con Giovanni Sforza
3 Elogio de Lucrezia - B. Accolti (rec.)
Muerte del principe Djem y de J. Ockeghem
4 Déploration pour la mort de J. Ockeghem - Josquin Des Prez
Capitulación del virrey de Nápoles
5 Fortuna desperata - Anonimo
Asesinato de Juan Borja, II duque de Gandía
6 Absalon fili mi - Josquin Des Prez
Lucrecia se casa con Alfonso de Aragón
7 Un cavalier di Spagna - Anonimo
Tortura y ejecución de Savonarola
8 Tamburi e campane
Nace Rodrigo, hijo de Lucrecia y Alfonso
9 Une musique de Buscaye (strum.) - Josquin Des Prez
César Borgia se casa con Carlota de Albret
10 Donna contro la mia voglia - Philippus de Lurano
Églogas en Roma. La leyenda negra
11 Villancico: Si abrá en estre baldrés - Juan del Enzina
Lucrecia conoce al poeta y humanista Pietro Bembo
12 Sonetto: Amor la tua virtute - Arcadelt / Bembo
Agonía y muerte de Alejandro VI
13 Requiem - Josquin Des Prez
IV Tiempos de revueltas y de humanismo: la Sibila y las profecías del Apocalipsis
Lucrecia, duquesa de Ferrara
14 Pavana alla Ferrarese - Joan Ambrosio Dalza
La Corte de Ferrara con Lucrecia
15 Éloge de la duchesse de Ferrara (rec.) - Fondraglia
Muerte del duque del Valentinois (César Borgia) en el sitio de Viana
16 Epitafio: Aquí yaze en poca tierra - Fernández de Oviedo
Lamento por la muerte de César
17 Castalios latices ploranda (rec.) - Ercole Strozzi
Asesinato de Ercole Strozzi, confidente de Lucrecia
18 Agnus Dei (Missa Hercules Rex) - Josquin Des Prez
Las trompetas del Apocalipsis
19 Fanfarria - Jordi Savall
20 El Canto de la Sibila Valenciana - Anónimo / Cancionero de Gandía
CD 3
Del “reino” convulso de Alejandro VI al triunfo espiritual de Francisco de Borja 1510 – 1572 (1671)
V Batallas y treguas: responsabilidades militares y políticas
Nace Francisco de Borja
1 Fantasia I (arpa) - Lluís del Milà
Francisco I, rey de Francia. Victoria de Marignano
2 La Batalla (strum..) - Janequin / Susato
Muerte de Lucrecia. Muerte del emperador Maximiliano
3 Mottetto: Proch dolor - Josquin Des Prez
Guerra de las Germanías
4 La guerra: Todos los buenos soldados - Mateu Flecha
Instalación en Valencia de Fernando de Aragón
5 Fantasia II (arpa) - Lluís del Milà
La corte del duque de Calabria
6 Tau garçó la durundena - Bartomeu Cárceres
Matrimonio de Francisco de Borja con Leonor de Castro
7 Meis olhos van por lo mare - Anonimo portoghese
Muerte de Garcilaso de la Vega en brazos de Francisco de Borja
8 Égloga IIII (1536) Aquella voluntad honesta y pura (rec.) Garcilaso de la Vega
Tregua de Niza entre Francisco I y Carlos V
9 Jubilate Deo omnis terra - Cristóbal de Morales
Francisco de Borja es nombrado virrey de Cataluña
10 Pavana “O voy” - Juan Román (C. Palacio)
VI Renuncias y transformación espiritual
Profesión de fe
11 Credo in unum Deum (attribuito)
Francesco Borgia abandona Gandía
12 Kyrie I (arpa) - Venegas de Henestrosa
Encuentro con Teresa de Jesús
13 Alma buscarte has en Mi
Acompaña en su muerte a Juana la Loca (en Tordesillas)
14 Lachrimosa dies illa (Morales) - Cristóbal de Morales
Abdicación de Carlos V
15 Mille regrets - Josquin Des Prez / Luys Narváez
VII Últimos años, muerte y canonización de Francisco de Borja
Ataque de los turcos a Malta
16 Improvvisazione e Danza - Anonimo tradizionale turco
Victoria de Lepanto
17 Fanfara - Anonimo
Viaje a París. Matanza del día de san Bartolomé
18 Salmo 35: Deba contre mes debateurs - Claude Goudimel
Muerte de Francisco de Borja
19 Requiem: Pie Jesu Domine - Cristóbal de Morales
Edicto de expulsión de los moriscos
20 El Rey y por S.M. Don Luis Carrillo (rec.) - Foglio 34 (Valencia 1611)
Deploración por la expulsión de los moriscos
21 Improvisación - Deploración morisca
Canonización de Francisco de Borja
22 Pange Lingua gloriosi (gregoriano) - Anonimo Tiento XVII de “Pange Lingua” - Joan Cabanilles
3 CD – DDD
Dinastía Borgia
Iglesia y poder en el Renacimiento
REF.: AVSA 9875
EAN 13: 7619986398754
FECHA DE PUBLICACIÓN
01/11/2011
INTÉRPRETES
Montserrat Figueras
Lior Elmaleh
Driss El Maloumi
Pascal Bertin
Luis Vilamajó
Marc Mauillon
Furio Zanasi
Daniele Carnovich
La Capella Reial De Catalunya
Hespèrion XXI
Jordi Savall, director

DATOS DE PRODUCCIÓN
Fecha y lugar de grabación: Septiembre, octubre y noviembre de 2009. 1991/1998/2006 Colegiata de Cardona (Catalunya). Iglesia de Franc-Waret (Bélgica). Monasterio de Santa María del Parral de Segovia.